Declaración de Derechos de Internet del Senado español (9-12-1999)
      
               Esta declaración, de catorce puntos, ha sido inspirada en la Constitución Española, y en su elaboración han participado cinco políticos, tres del partido gobernante, uno del PSOE y uno de CiU. Su aprobación supone la conclusión de los trabajos de la Comisión Internet, organismo que a lo largo de los 22 últimos meses ha estudiado la situación de la Red en España dando audiencia a profesionales, líderes y expertos del ciberespacio.

       
               La Declaración de derechos ha quedado redactada del siguiente modo:

       La Red es un espacio de encuentro e intercambio en libertad, sin fronteras ni límites, abierto y universal, en el que se va a desarrollar la sociedad del Siglo XXI. Es la plaza pública  -el ágora- de la comunidad global.
 

       I.- Todas las personas tienen el derecho fundamental de
       acceder libremente a la Red, sin discriminación de sexo,
       condición, características físico-psíquicas, edad o lugar de
       residencia.

       II.- La libertad es una condición inherente a la Red que no
       podrá ser restringida por ningún poder público o privado. La
       libertad debe ser total en cuanto al acceso, la circulación,
       la información y la comunicación. Las únicas limitaciones
       posibles son aquellas que vengan delimitadas por la Carta
       Universal de los Derechos Humanos.

       III.- Corresponde a los poderes públicos establecer las
       condiciones para que la libertad y la igualdad de las personas
       en la Red sean una realidad, eliminando los obstáculos que
       impidan el acceso de todos los ciudadanos a tal red y
       facilitando la participaciòn de todos los españoles.

       Los poderes públicos para cumplir tal fin, articularán medios
       para poner a disposición de todos los ciudadanos la Red, en
       colaboración con los operadores privados.

       IV.- El ordenador personal y el domicilio electrónico son
       inviolables. Ninguna entrada o registro podrá hacerse sin
       consentimiento del titular o resolución judicial, salvo en
       caso de flagrante delito. Se garantizará el secreto de las
       comunicaciones electrónicas y la privacidad de los datos.

       Cualquier actuación relacionada con la actividad informática
       se atendrá al mandato del artículo 18 de nuestra Constitución.

       V.- Es necesaria la exigencia de un sistema público que
       garantice la seguridad informática, apoyando, además, todas
       las iniciativas de autorregulación que propicien una Red
       global efectiva y segura, a la vez que prevengan de aquellos
       contenidos nocivos para los menores. Se promoverá la creación
       de códigos éticos y deontológicos, estimulando a que usuarios
       de la Red y operadores constituyan un organismo representativo
       en el que se intercambien puntos de vista y se acometan
       iniciativas para la mejora y difusión positiva del marco de
       autorregulación.

       Las Unidades Operativas de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad
       del Estado, incrementarán sus dotaciones humanas y técnicas
       para que puedan realizar una eficaz labor de prevención,
       seguimiento, control y, en su caso, persecución de Los
       contenidos y prácticas ilícitas a través de la Red.

       Por otra parte se creará una Fiscalía Especial para los
       Delitos Informáticos.

       VI.- Todos los españoles tienen derecho a la educación y a la
       formación en nuevas tecnologías.

       Los poderes públicos desarrollarán planes de alfabetización
       digital para escolares, jóvenes, mayores y discapacitados, con
       el objetivo de eliminar las barreras en el aprendizaje y uso
       de los equipos. Asimismo, promoverán el acceso gratuito a la
       Red en bibliotecas, centros culturales, cívicos, sanitarios y
       docentes, tanto en el ámbito urbano como en el medio rural.

       Se creará un Distrito Universitario Virtual y Bibliotecas
       Digitales para que la enseñanza superior y la cultura estén al
       alcance de los españoles.

       Igualmente se establecerá un programa especial para el acceso
       de las personas discapacitadas a las nuevas tecnologías de la
       información.

       De acuerdo con las Comunidades Autónomas y las Corporaciones
       locales, se incentivará la creación de escuelas de formación
       permanente que faciliten el acceso y aprendizaje de las nuevas
       tecnologías de la información a la población en general y muy
       especialmente de la formación continua del profesorado.

       Se establecerá un fondo específico para que instituciones,
       universidades, empresas y entidades, dediquen esfuerzos a la
       investigación , el desarrollo y la innovación de las
       tecnologías.

       VII.- Las lenguas y culturas españolas son signos de identidad
       que nos distinguen y que constituyen un valor añadido de
       nuestra entrada en el espacio digital. Nuestro idioma es un
       bien cultural que nos proporciona una ventaja competitiva al
       interrelacionarnos con la amplísima población mundial de
       hispanohablantes. Se establecerá un programa para consolidar y
       aumentar significativamente la implantación de contenidos en
       español dentro de la Red, incrementando la asignación
       presupuestaria al Instituto Cervantes, a través del cual
       también se iniciará un programa de conocimiento y divulgación
       del gallego, el euskera y el catalán. Asimismo se dedicará
       especial atención a la comunicación en estos tres idiomas.

       VIII.- España participará activamente en las iniciativas de la
       Unión Europea encaminadas a aunar esfuerzos de difusión,
       mejora de calidad y rebaja de los precios en la extensión y
       uso de las nuevas tecnologías de la información y de la
       comunicación, propiciando un marco común que permita la libre
       competencia y la universalización del servicio de transmisión
       de datos.

       Los planes de cooperación internacional para el desarrollo de
       las instituciones del Estado y Comunidades Autónomas
       incluirán, preferentemente, programas de fomento de
       tecnologías de la comunicación, en particular en las
       actuaciones de cooperación con los países del área de
       Latinoamérica y del Magreb.

       La Comisión apoya la propuesta de la Comisión Europea
       "e-Europa" que será próximamente estudiada en la cumbre de
       Helsinki.

       IX.- La Red ha supuesto una verdadera transformación en el
       libre comercio, dándole un auténtico sentido a la libre
       empresa y lo que es más importante, a la iniciativa personal,
       haciendo que gracias al espíritu emprendedor de las personas
       éstas puedan ofrecer sus mercancías y productos al mundo
       entero sin límites geográficos, ni cronológicos, ni de ningún
       otro tipo. La libertad es tal en el comercio electrónico, que
       las propias empresas y comerciantes han creado un código ético
       de comportamiento basado en la buena fe y en la imagen, bien
       sea suya o de los productos que ofrecen. Asimismo, las
       actividades informáticas y su interconexión han revolucionado
       el mundo del empleo, dando oportunidad al desarrollo de
       puestos de trabajo desde el propio domicilio particular y
       convirtiendo la Red en una bolsa de trabajo universal que es
       consecuencia de la conversión del planeta en un monumental
       mercado de trabajo.

       Los poderes públicos fomentarán e incentivarán el acceso de
       las empresas a la Red, incluidas las ayudas a la instalación
       de equipos, para que a través del Comercio Electrónico se
       llegue a una economía más dinámica, competitiva y abierta,
       generadora de nuevas formas y yacimientos de empleo.

       X.- El correcto funcionamiento de la Red, así como su adecuado
       mantenimiento, exigen el permanente compromiso de las empresas
       operadoras y la atenta vigilancia por parte de los organismos
       públicos. Las Cortes Generales serán informadas periódicamente
       de las incidencias y fallos en la prestación del servicio.
       Dicho informe será examinado previamente por la Comisión
       Nacional del Mercado de las Telecomunicaciones.

       XI.- Las infraestructura de alto ancho de banda y su
       implantación en todo el territorio nacional son una de las
       garantías de máximo aprovechamiento de las redes informáticas.

       Se potenciará la extensión y consolidación inmediata de la
       fibra óptica según todos los concursos adjudicados por
       demarcaciones así como la extensión del cable de la operadora
       dominante que también tiene la opción de hacerlo una vez
       transcurrida la moratoria establecida.

       Además del fomento de tecnologías como la ADSL se promoverá el
       acceso a través de la radio en sus diferentes tipos de ondas
       y, en definitiva, cuantas futuras tecnologías permitan
       aumentar el ancho de banda y la interactividad del mismo.

       Se incentivará la circulación e instalación en España de las
       grandes redes de trasporte de comunicación a través de fibra
       óptica con los consiguientes enlaces de alta capacidad y gran
       rapidez.

       XII.- La salvaguarda de los derechos correspondientes a la
       propiedad intelectual e industrial cobra su importancia como
       consecuencia de la aparición de tecnologías novedosas a través
       de las que se crean, construyen, distribuyen y difunden
       contenidos que son producto de la imaginación y esfuerzo de la
       persona.

       Se divulgarán las leyes y normativas que otorgan garantía y
       amparo a las obras en formato digital, incorporando asimismo a
       la legislación española los convenios, tratados y medidas que
       incrementan tal protección.

       Se dotará a la autoridad reguladora de dominios de capacidad
       para evitar y, en su caso, sancionar, los comportamientos
       ilegítimos y perjudiciales de quienes pretendan usurparlos con
       fines objetivamente reprobables.

       XIII.- Es necesario potenciar de inmediato un plan de
       modernización digital de las Administraciones Públicas.

       La Red será el vehículo que favorecerá una nueva relación de
       proximidad de la Administración con los administrados. Estos
       podrán gestionar directa, rápida y eficazmente sus intereses
       con una Administración moderna y transparente, que pondrá
       gratuitamente a disposición de los españoles documentación,
       resoluciones, legislación y normativas, así como toda aquella
       información que no vulnere ningún derecho o garantía
       fundamental.
       XIV.- Las Instituciones parlamentarias utilizarán las redes
       electrónicas para aproximar las relaciones entre
       representantes y representados, facilitando la participación
       activa y directa de los españoles en sus actividades y
       procedimientos.

       El Senado creará una Comisión con capacidad legislativa y de
       control del Gobierno, que velará por el desarrollo, impulso y
       fomento de las Nuevas Tecnologías de la Información y la
       Comunicación en España.